Cómo prevenir la obesidad en los gatos esterilizados

Se considera que la esterilización es el principal factor predisponente de obesidad en el gato. Los gatos esterilizados son 3,4 veces más propensos a ser obesos que los enteros, y estudios recientes indican que este número está aumentando.

Cambios después de la esterilización

La relación entre esterilización y obesidad no es fácil de determinar ya que pueden intervenir distintos factores.

Cambio de comportamiento alimentario

Con la esterilización se observa una pérdida de la capacidad del gato para regular la cantidad de alimento que toma y, como consecuencia, una tendencia a comer más y a ganar peso. Se produce un aumento de la ingestión de alimento de un 20-30% en tan solo 48 horas después de la intervención, algo que es más marcado en el gato que en la gata.

Más información en Argos.PortalVeterinaria